Para elegir un terminal de portero automático o un videoportero debemos conocer las características y prestaciones que más se ajustan a nuestras necesidades. Es en este punto donde debemos preguntarnos si queremos que nuestro sistema de intercomunicación tenga imagen o funcionalidades avanzadas, o por el contrario, si nos bastaría con una opción más básica. Esta decisión depende del grado de seguridad y comodidad que se quiera aportar al hogar. ¿Qué aspectos debemos tener en cuenta para elegir un portero o videoportero?
Sistema de interacción ¿solo por voz o voz y vídeo?
Esta es la primera pregunta que debemos hacernos antes de elegir un portero automático: ¿queremos un sistema de audio o un sistema con audio y vídeo?
Monitor de videoportero VEO de Fermax
Si buscamos un sistema de comunicación básico y no tenemos especial interés en aumentar la seguridad de nuestro inmueble, un sistema por voz será suficiente. Este sistema lo compone una placa de calle más un teléfono (también conocido como telefonillo). Este tipo de instalación puede ser analógica o digital.
Ahora bien, si deseamos un extra de seguridad y agregar imagen a las prestaciones de nuestro portero automático, un monitor de videoportero es la mejor elección en nuestro caso. Los videoporteros cuentan con un sistema de interacción de voz y vídeo que incluye una cámara en la placa de calle y un monitor en el interior de la vivienda o negocio, permitiendo ver quién llama a la puerta y también ver en tiempo real lo que ocurre en el exterior sin necesidad de que haya una llamada entrante. Como en el caso del portero (audio), también podemos elegir entre un sistema analógico o digital.
Funcionalidades adicionales del portero automático.
Algunos de los monitores de Fermax permiten integrar soluciones de control de accesos, videovigilancia y domótica en el sistema de videoportero.  Es el caso, por ejemplo, de los videoporteros a los que podemos conectar cámaras de videovigilancia, almacenar imágenes y notas de audio de los visitantes, llamar al ascensor e incluso gestionar el control domótico de nuestro hogar.
Monitor VIVO de Fermax
A la hora de elegir una placa de calle para el exterior de la vivienda, una característica muy importante a tener en cuenta es la calidad de sus materiales y la visión nocturna. Esta funcionalidad nos permitirá visualizar imágenes de mayor calidad por la noche en espacios poco iluminados. Esta sencilla característica permitirá aumentar la seguridad del hogar considerablemente.
Número de accesos a controlar.
Este aspecto está directamente relacionado con la seguridad que queramos aportar al proyecto. Un portero automático permite abrir un solo acceso o dos de manera independiente, sin embargo, es posible encontrar aquellos de doble apertura que pueden abrir más de una cerradura de forma independiente.
Un portero automático o un videoportero es un elemento esencial de seguridad para cualquier inmueble. Sin duda, el diseño es un factor importante, pero mucho más importante es elegir un monitor que cumpla con las funcionalidades que necesitamos.
Fuente: Fermax